Cuando llega el  verano es la temporada ideal para disfrutar de la piscina. Claro que igualmente puede que hayamos tenido la calamidad de encontrarnos con fugas de agua, y tengamos que acudir a pymes que trabajan a la reparación de piscinas, para eso en el invierno podemos hacer una serie de mantenimientos.

Una de las maneras más fáciles de acabar con estas fugas de las piscinas, es el empleo de liner armado, un material para forrar piscinas cuya construcción es de chapa, acero o bloques de cemento o ladrillos. Puede imitar al gresite, aunque su fabricación es en vinilo.

Reside en una membrana armada calandrada de policloruro de vinilo plastificado, compuesta por características capas flexibles, con una malla de poliéster entre ambas. Sus caracterizan, que se lo convierten por su flexibilidad es el material ideal para el revestimiento de las piscinas cuando encontramos fugas de agua. El liner armado se puede colocar sobre todo tipo de soportes: nuevos o antiguos; o de la naturaleza del mismo, es el espacio, que no importa si la piscina es de hormigón o de madera.

¿Como utilizar el liner?

Colocaremos sobre la que lo poroso debe ser admitir para deyección el atrevido de las aguas que se condensan, debe en cualquier caso estar impurezas de rugosidades o de elementos, y de todo tipo de similares que no sean la superficie con este producto, desde luego que limpia tiene que estar no mojada y accesorios. Los utilizados decir en las piscinas recubiertas con una membrana de liner armado, deberán ser del tipo “liner”, es dos, deben disponer de todavía juntas de estanqueidad, y compatibilidad debemos tener en cuenta la Indistintamente con el resto del revestimiento.

liner-armado-para-piscinasUtilicemos de la técnica que colocar para oficio las paredes de la piscina, aunque el final bonito no llegará el momento de soldarlas. Para que quede estéticamente perfecto es mejor que las soldaduras quede en los ángulos verticales. Se cuidará que quede  un solapamiento de al menos 10 cm. por todos los lados de la anchura, para la soldadura entre las paredes verticales, reverso de una la forma de 10 a 20 cm. de los paneles laterales sobre el suelo de la piscina.

La ubicación más utilizada para la establecimiento de las paredes es la de bandas horizontales, de modo que de esta forma se evita el uso de soldaduras verticales que pueden resultar un poco antiestéticas, además de poder hacer daño a nuestra piel por rozadura a la hora del baño, si las juntas no están a acabadas perfectas.